Se ha convertido en uno de los logotipos más reconocibles del mundo. Cuando vemos una manzana con un bocado en su lateral, automáticamente se nos vienen a la cabeza esos dos señores llamados Steve Jobs y Steve Wozniak, creadores de Apple. Y es que el famoso diseño ha conseguido pasar del éxito, a arrasar a lo bestia. Esa fruta mordida incluso luce elegante. Una gran idea que nació a finales de la década de los 70.

Un tipo (probablemente Isaac Newton) apoyado debajo de un árbol y con una manzana en las manos. Ese era el logo original de la compañía, elaborado en 1976 con la ayuda de Roland Wayne. De base habían decidido ya que la compañía se iba a llamar Apple, por lo que el diseño tenía que ajustarse a eso. Pronto se dieron cuenta de que había que simplificar bastante la cosa, de ahí que acudiesen a Rob Janoff. ¿En qué se convirtió todo? Pues en la ya famosa manzana mordida y con los colores del arcoíris.

Apple logo evolución

Ese “bite” (bocado) de la manzana no es más que una representación simbólica del conocimiento, además de un juego de palabras con los “bytes”. Sin embargo, lo que nunca hemos sabido del todo es la razón de que Steve Jobs estuviese tan convencido desde el principio de que el nombre de la compañía debía ser Apple. ¿Guiño a sus idolatrados Beatles y a su sello discográfico?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.