…»Más de quince años después, ya en el siglo XXI, muerta y enterrada la URSS, quise utilizar la historia del asesinato de Troski para reflexionar sobre la perversión de la gran utopía del siglo XX, ese proceso en el que muchos invirtieron sus esperanzas y tantos hemos perdido sueños, años y hasta sangre y vida».

Así explica Leonardo Padura el porqué de su novela El hombre que amaba a los perros. En ella se atiene con gran fidelidad a la cronología de la vida de León Troski en los años en los que fue deportado, acosado y finalmente asesinado. Asimismo trata de rescatar lo poco que se conoce  de la vida de su asesino, Ramón Mercader. La trama se construye con increíble habilidad sobre el filo de la especulación entre lo verificable históricamente y lo posible; es decir entre la realidad probada y la ficción creada por el autor. Lo cierto es que  la novela está muy bien documentada históricamente pero la estructura en la que se insertan historia y  ficción está tan bien armada  que se lee  como si se tratara de un relato de aventuras y ello sin perder la reflexión y la  profundidad  con la que aborda la «perversión» de una utopía, la del comunismo en la URSS.

El libro se articula en torno a tres planos narrativos:1. La larga huida de Troski y su familia a través de medio mundo. 2. Las maniobras del espionaje soviético para eliminarlo, con las numerosas purgas de Stalin como telón de fondo. 3. La historia de Iván Cárdenas, un joven cubano que conoce al anciano Jaime López (en realidad Ramón Mercader) que le va desvelando la verdad del sistema comunista  de Stalin y su genocidio. Además, el joven se ocupa de consultar innumerables fuentes históricas, noticias, testimonios, perspectivas bien diferentes que confirman lo que se narra en la novela haciéndola rica y profunda. Todo ello urdido por el autor como un gran rompecabezas en el que terminan por encajar todas las piezas.

Leonardo Padura Trosky
Portada del libro «El Hombre que amaba a los perros»

El lenguaje de Padura es variado, preciso, con una gran diversidad de registros lingüísticos y de estilos narrativos que fluyen con naturalidad  a lo largo de todo el libro. Los numerosos datos históricos, los estados de ánimo de los personajes, la realidad y la creación novelesca se suceden de manera armónica componiendo un relato apasionante.

Leonardo Padura es conocido por sus novelas policiacas pero con esta obra ha demostrado que es un escritor magistral.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.