Era el año 2013. Un festival de cortometrajes de Valencia apostaba por una chica de Villarreal para el diseño de los carteles del evento. Lo que nadie esperaba es que las 3.000 copias lanzadas del mismo fuesen arrancadas de las paredes por la gente. Todos querían llevarse a casa esa maravilla diseñada por una chica llamada Paula Bonet.

Licenciada en Bellas Artes por la Politécnica de Valencia, la carrera de Paula Bonet ha sido una auténtica locura a lo largo de la última década. Allá por el año 2006 se mudaba a Nueva York con una beca para de creación artística para estudiar en la NYU. comenzaba así la íntima relación de la artista con el óleo y los grabados. Sería la primera etapa para una mujer que, a día de hoy, es una de las artistas más brillantes de nuestro país.

Paula Bonet

Si todavía no conoces a Paula Bonet, ya estás tardando. Esta maestra del manejo del bolígrafo y la tinta china (ahora se luce con el grafito líquido) ha sido capaz de crearse un estilo inconfundible a partir de sus trazos y del manejo del color. Sin embargo, lo que realmente nos deja noqueados al contemplar su obra son las infinitas dimensiones de cada una de sus representaciones. La narrativa de su obra es poderosa y audaz hasta niveles insospechados. Si encima resulta que esta excelsa artista busca sus raíces entre Vermeer y Truffaut, el resultado no puede ser otro que nuestro amor hacia su talento.

Si todavía hay alguna duda de que Paula Bonet es una fuerza de la naturaleza, os recomendamos encarecidamente ese libro de ilustraciones titulado 813 | Truffaut , porque es una maravilla y que puedes comprar aquí.

813 | Truffaut

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.