El Arte del Artificio

Por Kafkashian el 10 enero 2018

Es raro que en estas fechas en las que se representa el Tenorio, no haya aparecido una compañía que reivindique la personificación del truhán en una mujer. Doña Juana Tenorio. ¡Qué bonito! En el programa de mano se escribirá un largo exordio del atrevido e imaginativo director intentando dar consistencia a esta vuelta de tuerca y espectadores ávidos de vivir experiencias “arriesgadas”.

Y es que, después de haber visto a una actriz haciendo el Segismundo de La vida es sueño o, ahora mismo, La casa de Bernarda Alba, representada por señores, cualquier cosa puede ocurrir. Todo sea por el arte, que no conoce límites. Porque los que aspiran a ser artistas (y esto ha ocurrido en todos los tiempos y en todas las disciplinas creativas) intentan buscar el recurso epatante, rebuscan, más que buscan. Escarban, más que alumbran la metáfora sugerente que dé sentido a su obra y a ello se entregan con energía y ambición, pero carentes de humildad y reflexión. Porque lo que consiguen no es arte, sino artificio. De tal manera, que episodios como el de la bandera (que al final retiraron) y otras “cosicas” de la Carmen del Teatro Real, se convierten por obra y gracia del artificio en baladronadas envueltas en celofán, sobre las cuales están dispuestos a discutir críticos y espectadores enfangados en un “totum revolutum” de posmodernidad. Sin embargo no discuten de arte, hablan de recurrencias, inventos, imaginaciones…

Porque el arte es otra cosa, cuando aparece deslumbra y abre caminos; no trata de sorprender, sino que nos descubre una forma de realidad hasta el momento ajena. Por él y para él los grandes creadores se pasan la vida indagando y a veces lo encuentran y enseguida nos damos cuenta de que es una obra de arte.

Párense un momento y cuando vayan a un espectáculo piensen o digan que les están tomando el pelo con cosas que tienen que ver con el buen o mal gusto, pero que son cosas del artificio, no del arte. Así que, cuando vean a la Juana Tenorio ya lo saben.

 

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.