Prepárate para decirle a tus amigos: ‘Soy un visionario’. ¿Por qué? Porque el chándal ha vuelto. Tal cuál como aquel que te ponías para ir a clase en los 2000. Pero no solo en rollo sport. Ha vuelto a modo de traje. A modo de total look para dejar a la peña boquiabierta.

Cualquier tiempo pasado fue mejor. Que bien vivías cuando te ponías tu pantalón de Adidas de tres rayas, una camiseta, una mochila y venga, a clase. Pero cómo te quedas si te decimos que ahora eso es moda. Qué ahora vas bien vestido. Que en los garitos te van a dejar entrar así.

Los Angeles Model GIF by Much - Find & Share on GIPHY

Seguramente algo te hueles después de que la colección de Adidas ‘Adicolor’ te persiga por toda red social. O que hayas visto a los creativos de turno ir con un chándal completo (pero con un peluco carísimo) a las reuniones de tu empresa. Pues si atas cabos, aquí tienes la principal tendencia de 2018: el chándal.

Obviamente, hay una gran diferencia a como lo llevabas hace una década. No vale cualquier cosa. Lo primero: de marca siempre. Lo segundo: a modo de traje con complementos caros. Se sigue diferenciando el chándal de hacer deporte con el de salir a la calle.

streetstyle adidas adicolor
PINTEREST

¿Quieres un referente? El actor Armie Hammer sabe de lo que hablamos. Atiende a la siguiente reocpilación de fotos en las que este guaperas te enseña como lucir un tracksuit con todo el rollazo:

Hasta el imperio Inditex se ha rendido a él. ¡Bershka ha anunciado una colaboración con Kappa! En sus tiendas, podrás encontrar ropa de la marca deportiva. Échale un vistazo a su web, aquí.

Hablando de tendencias, no podíamos olvidar a Gucci. Semejante firma de moda creadora de tendencias no iba a ser menos. Hace pocos días, Rihanna fardaba de chándal logomanía con tacones. Boom!

🐉

A post shared by badgalriri (@badgalriri) on

Te dejamos un mix de streetstyles para que juzgues tú mismo:

streetstyle athleisure
PINTEREST

 

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.